21 nov. 2012

EQUILIBRIO




En la quinta acepción del diccionario de la RAE se define “equilibrio” como:
“Ecuanimidad, mesura, sensatez en los actos y en los juicios”

Así que este fin de semana he tenido que hacer un ejercicio de mesura y sensatez para no pensar que somos favoritos a todo, como lo es DUNA. Y por supuesto intentar transmitírselo a mis jugadores menos veteranos. Pero también parte de este equilibrio es disfrutar de lo que se consigue y la verdad que nos sentó muy bien, a nosotros y a toda la familia de Sierramar. Para redondear el día teníamos planeada una cena de equipo para la semana anterior que era de descanso, pero al final no puedo ser y se trasladó al sábado tras el partido de Duna. La fecha también era buena, si se perdía nos consolábamos con una buena cena y unas buenas risas, y si se ganaba….. no teníamos ni idea de cómo nos iba a sentar. Y por las fotos del whatsapp creo que nos sentó muy bien J

Ahora esta semana tenemos que hacer otro ejercicio de equilibrio y no pensar que ya lo hemos hecho todo porque hemos ganado a un rival duro; necesitamos concentrarnos y entrenar más intensamente todavía. Hemos demostrado que somos competitivos en nuestro campo (con Estudiantes y Duna), también en un campo duro (Mazarrón) y ahora nos queda la confirmación: ser competitivos en el campo más duro de la liga, Águilas. Y para eso tenemos que seguir dándolo todo en los entrenos y no caer en la complacencia (de nuevo el equilibrio, esta vez competitivo) de haber hecho un partido bueno, que al fin y al cabo es lo único que hemos hecho, un partido.

Todo en esta vida tiene una parte buena y otra no tanto (volvemos al equilibrio) y si bien ahora somos conscientes de que podemos hacer cosas buenas en nuestro campo, los demás ya no van a venir faltos de concentración después de lo demostrado contra Duna, con lo que será más difícil derrotarlos.

Duna empezó muy intenso en ataque, comandados por Gorka, pero no tanto en defensa y eso propició un parcial de inicio muy bueno a nuestro favor. Antes de llegar al ecuador del primer cuarto el entrenador de Duna optó por una defensa zonal 3-2, que ya no abandonaría hasta los instantes finales (menos de 1 minuto para acabar el partido). La zona no consiguió el propósito de contener nuestro ataque, pero sí el de proteger de faltas y cansancio a jugadores claves como Gorka y Raúl. La defensa de Duna poco a poco fue endureciéndose y sacando los dientes e incluso el típico juego “subterráneo” de veteranos, y entonces fue cuando empezaron a tener una buena defensa. Durante el primer cuarto especialmente y todo el partido en general, nuestro “Captain Jack” CHUKY fue un verdadero escándalo, desde la anotación de los primeros puntos con un triple, hasta el robo de balones, pasando por el apoyo al rebote defensivo sobre todo. ESPECTACULAR.

En este primer cuarto también se sumó el buen hacer defensivo de Tomás que lo extendería también al tercer cuarto. Tomás salía de una lesión que lo ha tenido a medio gas casi un mes y tenía ganas de reivindicarse y así lo hizo. Entre ellos dos, y con el aporte siempre constante de Dani Olmos, conseguimos sacar la primera renta del partido en el min 7 del primer cuarto (20-11), para acabar con el 26-14 que cerraría este cuarto.
El segundo cuarto salimos con un +12 y con la defensa zonal ya instaurada hasta el final del partido por parte de Duna. De nuevo en los primeros minutos anotábamos con facilidad y nuestra defensa les seguía generando problemas. Nuestros pívots contenían como podían a Raúl y nuestro “4” alto (Iván S) le ganaba la partida al rebote a sus pares. En el min 5 conseguimos la mayor ventaja del partido (35-16) y acabamos el cuarto dando muchas facilidades a sus penetraciones que nos castigaron con un mini parcial de 3-9 que dejaba el cuarto con iguales a 14 y un global de +12 a nuestro favor.

La charla al descanso estaba clara, ni somos tan buenos, ni ellos tan malos. Yo sabía que iban a salir mucho más intensos e intenté que no nos pillaran desprevenidos. Aun así consiguieron remontar muchos puntos, sobre todo de la mano de Gorka quien, tras una retirada por faltas en el segundo cuarto, estaba descansado para el tercero. En el primer cuarto lo pudimos contener, sólo 4 puntos, en el segundo lo dejamos en blanco, pero en el tercero….. en el tercero se echó el equipo a la espalda para anotar y demostró que es un gran jugador en esta liga: 10 puntos en 10 minutos y sólo dejó 6 a sus compañeros en este cuarto. En este cuarto notamos un poco el bajón físico, quizá debido también a que tenía que haber rotado un poco más a algún jugador. Al final el global del partido al finalizar el tercer cuarto era de +5 para nosotros.

El último cuarto se preveía duro, los primeros roces y piques de los jugadores ya habían saltado, así que este cuarto iba a ser muy duro, física y mentalmente; el inicio del cuarto fue de un intercambio de canastas en los primeros  3 minutos, y en los 2 siguientes, un parcial recibido de 0-9 nos dejaba con un -3 en el total y cara de derrotados. Tras el tiempo muerto correspondiente se notó un cambio en las caras y parecía que volvía la energía del principio del partido. Fuimos mucho más incisivos y ellos nos mandaron constantemente a la línea de tiros libres donde tuvimos un buen acierto. Ya son dos los partidos en los que a Pablo no le tiembla la mano en los momentos importantes (en Mazarrón, con 4 tiros libres seguidos con una mínima ventaja). En este partido sus dos tiros libres nos pusieron +1 en el marcador y en la siguiente jugada (la mejor del partido a mi gusto) se marcó un “coast to coast” digno de verse, para llevarnos a un +3. En un último esfuerzo Duna nos endosó un parcial del 0-4 y dejó la diferencia en +1 a falta de 1:30 para el final. En estos momentos es donde aparecen “Clutch player” y el nuestro apareció, Dani dinamitó el partido con un triple y dos tiros libres en menos de 30 seg para casi sentenciar con un +6. Las faltas hechas a la desesperada a Diego y a Pablo dejaron el +9 final.

En definitiva 71-62 y un subidón tremendo en la moral de los jugadores (y en la mía también, por supuesto). Nuestro “Tourmalet” lo hemos pasado bien a mi juicio, hemos podido arrancar una victoria a uno de los dos favoritos al ascenso y no hemos perdido en una pista difícil como lo es la mazarronera. Ahora toca otro puesto de montaña no menos duro, primero Águilas en su campo (una derrota en más de un año) será un buen examen para demostrar si también somos serios en la pista más difícil de la liga. Después viene Alhama a nuestro campo y terminamos en Totana, “AHÍ ES NÁ”


Aquí tenéis la canasta de Pablo.





- Os recuerdo que podéis escribir vuestros comentarios en FACEBOOK http://on.fb.me/Tii2e7 y twitter @ANTITOSTONBALL